domingo, 9 de diciembre de 2012

Secretos para calmar la ansiedad

Buscas formas de calmar la ansiedad provocada por ciertos aspectos de tu vida cotidiana? No pierdas mas tu tiempo, conoce el tratamiento que te permitirá vivir una calidad de vida mucho mejor y sin ansiedad, para hacerlo solo presiona aquí.

Para poder seguir la rutina diaria, a veces es necesario tener la mente bajo control.  Hay tantas cosas que te afectan en la tranquilidad y la paz interior, que sería imposible eliminarlas todas. Pero sí es posible realizar ciertos rituales para mejorar la relajación y el descanso de las actividades.

secretos para calmar la ansiedad
Eliminar la ansiedad y los nervios que te produce el estrés, es tan sencillo como dedicarle unos minutos cada noche. Estudios científicos demuestran que las personas que toman tiempo cada día para relajarse, meditar o bajar su ritmo de respiraciones, prolongan su juventud y son menos propensos a enfermedades de todo tipo.

Supongo que estarás de acuerdo conmigo en que dormir las horas requeridas ( 7 u 8),  no es para nada malgastar el tiempo. Sino más bien una inversión necesaria para mantener el equilibrio y estabilizar cuerpo y mente.

¿Cómo puedo relajarme y tener estos momentos de paz cada día?

Pues la respuesta es muy sencilla. Te pondré un ejemplo de cómo hacer que esto ocurra en situaciones cotidianas. Bañarse: Prácticamente todos los días de la semana te das un baño o una ducha caliente para eliminar el sudor y la polución que recoges al ir a trabajar. (tren, coches, bares…)

Pero no te das cuenta de que ahí mismo tienes tu momento de ritual y relajación que te permite descargar todo el contaminante que has recogido durante el día. Aquí tienes una buena manera de reducir la ansiedad y aliviar las tensiones. Siempre y cuando lo hagas de la siguiente manera:

Avisa a tu familia que vas a tener unos momentos para ti. Que nadie te moleste durante ese rato,  porque vas a estar ocupada invirtiendo el tiempo en tu relajación y tu meditación. Tómalo en serio, dedícate a sentir cómo el agua se desliza por todo tu cuerpo y finalmente se escapa por el fondo del desagüe. Cierra los ojos y procura respirar lo más profundo y relajado que te permitan tus pulmones.

Hazte masajes suaves de recompensa por toda la actividad que has realizado durante la jornada. Mueve el cuello de un lado a otro y piensa en todo lo bueno que tienes en la vida. (tu hijo, tu familia, los paisajes, la tranquilidad de tu hogar…)

De esta manera ya has liberado tensiones y sólo has estado haciendo una actividad que haces cada día (ducharte).   Con estos secretos no te costará calmar la ansiedad que tanto te molesta, y al menos estarás contribuyendo a que tu cuerpo y tu mente se sientan atendidos.

Te dejo más formas de calmar la ansiedad presionando aquí.
Escrito por Admin
Buscas formas de calmar la ansiedad provocada por ciertos aspectos de tu vida cotidiana? No pierdas mas tu tiempo, conoce el tratamiento que te permitirá vivir una calidad de vida mucho mejor y sin ansiedad, para hacerlo solo presiona aquí.

Para poder seguir la rutina diaria, a veces es necesario tener la mente bajo control.  Hay tantas cosas que te afectan en la tranquilidad y la paz interior, que sería imposible eliminarlas todas. Pero sí es posible realizar ciertos rituales para mejorar la relajación y el descanso de las actividades.

secretos para calmar la ansiedad
Eliminar la ansiedad y los nervios que te produce el estrés, es tan sencillo como dedicarle unos minutos cada noche. Estudios científicos demuestran que las personas que toman tiempo cada día para relajarse, meditar o bajar su ritmo de respiraciones, prolongan su juventud y son menos propensos a enfermedades de todo tipo.

Supongo que estarás de acuerdo conmigo en que dormir las horas requeridas ( 7 u 8),  no es para nada malgastar el tiempo. Sino más bien una inversión necesaria para mantener el equilibrio y estabilizar cuerpo y mente.

¿Cómo puedo relajarme y tener estos momentos de paz cada día?

Pues la respuesta es muy sencilla. Te pondré un ejemplo de cómo hacer que esto ocurra en situaciones cotidianas. Bañarse: Prácticamente todos los días de la semana te das un baño o una ducha caliente para eliminar el sudor y la polución que recoges al ir a trabajar. (tren, coches, bares…)

Pero no te das cuenta de que ahí mismo tienes tu momento de ritual y relajación que te permite descargar todo el contaminante que has recogido durante el día. Aquí tienes una buena manera de reducir la ansiedad y aliviar las tensiones. Siempre y cuando lo hagas de la siguiente manera:

Avisa a tu familia que vas a tener unos momentos para ti. Que nadie te moleste durante ese rato,  porque vas a estar ocupada invirtiendo el tiempo en tu relajación y tu meditación. Tómalo en serio, dedícate a sentir cómo el agua se desliza por todo tu cuerpo y finalmente se escapa por el fondo del desagüe. Cierra los ojos y procura respirar lo más profundo y relajado que te permitan tus pulmones.

Hazte masajes suaves de recompensa por toda la actividad que has realizado durante la jornada. Mueve el cuello de un lado a otro y piensa en todo lo bueno que tienes en la vida. (tu hijo, tu familia, los paisajes, la tranquilidad de tu hogar…)

De esta manera ya has liberado tensiones y sólo has estado haciendo una actividad que haces cada día (ducharte).   Con estos secretos no te costará calmar la ansiedad que tanto te molesta, y al menos estarás contribuyendo a que tu cuerpo y tu mente se sientan atendidos.

Te dejo más formas de calmar la ansiedad presionando aquí.

0 comentarios :

Inicio Contacto
©2012 Vida Saludable Todos los derechos reservados.